Extraña noche en Linares de Miguel Ángel de Rus

linarespostMe permito la libertad lectora sobre aquello que me empujó a escribir esta reseña de Extraña noche en Linares.

Jose Manuel Fernández Argüelles ya nos involucra desde el prólogo al definirnos este libro como relatos de colores lanzados al aire. O un ramillete de flores. En cualquier caso, nunca un edificio firme o traje de tela uniforme (…)y la bolitas serían poco contundentes, pues golpes duros son los cuentos agrupados en esta obra de tan agresivo autor(…).

Tengo que comenzar casi por el final para dar mi impresión porque sus relatos me dieron esa sensación de escritura en espiral.

En su Cristina, de Václavské Námêstí a quien sabe si mi vida, descifré una clave importante en lo que su personaje nos recuerda ninguno estamos especialmente concienciado (…)¿Cómo culparnos? Habíamos nacido con la seguridad de abrir un grifo y que saliera agua caliente, de tener colegio, universidad, médicos, el balneario europeo, el casino, el planeta(…)

Porque en Los Dados nos confirma que el alma humana es falible y dispone del libre albedrío por deseo divino. Y es que, En la calle Están ELLOS e intento no escucharles pero oigo sus opiniones, sus argumentos, lo que piensan de la vida; veo sus rostros abotargados por el alcohol, el aburrimiento o la estupidez(…) (…)Busco a mi pesar un destello de inteligencia, de alma humana(…)

Porque sus personajes viven como si fueras a morir mañana y construyen como si fueran a vivir todos los días. Y queridos lectores, yo que intento ser escritora, deben saber que lo más difícil a la hora de construir un personaje es aquel del que todos huimos porque no queremos saber cómo piensa, porque no queremos involucrarnos en las circunstancias que le convirtieron en un hombre deshumanizado, cruel, o asesino en serie. Y es que en “Corazón delator en directo” nos recuerda que (…)la sociedad muchas veces llama enfermedad a la hipersensibilidad que habían provocado en mí los demás con su estupidez y su maldad(…) Por ello, a sus asesinos cuando la muerte te muestra tu sombra ya no puedes olvidarla, nunca. Y todo ello para que lleguen los medios y anuncien a voz en grito, han podido contemplar en directo, la horrible, cruel, tenebrosa muerte de este hombre inocente de este bondadoso vecino, a manos de esa fiera sanguinaria. Y luego un simple ¡Corten! y cada cual a lo suyo como si nada.

¿Se dan cuenta de lo que sus personajes nos transmiten? ¡Despierta! y haz algo antes de que realmente no puedas. Es fantástico vislumbrar a los Quijotes que brotan en sus relatos e intentan doblegar a tantos sapos. Pero nos concede algo de comprensión en “El café ya estaba frío” (…)Me creía inmunizado contra ese mal que llaman amor, muy seguro de sí mismo, y el destino me esperaba con su sonrisa sarcástica para recordarme que no mandamos en nuestra vida(….) y nos continúa encendiendo en “Es decir poco e Irma, calle Casanova” porque la vida cotidiana se queda corta para los anhelos de eso que denominamos alma y nuestras ilusiones no siempre coinciden con nuestras posibilidades(…) Entonces el personaje sufre “A mi regreso de Paris” y se empeña “No debisteis poner vuestras sucias manos en mis libros” para que nada siga igual. Porque La verdadera realidad es capaz de enseñarla hasta una inocente niña.

Y aunque todos crean saberlo, él atesora una librería en “Yo fui quien imaginó aquella escena de 451 Fahrenheit” (…)porque hemos convertido a los ciudadanos en siervos satisfechos; se les da los centros comerciales para que vomiten su ocio, restaurantes de comida basura, miles de películas iguales para adolescentes idiotas, cientos de canales de televisión, y ya no hay nada que quemar. Si ahora naciera Sartre o Camus ya no preocuparían al Estado, nadie les leería, nadie les escucharía(…) Porque muchos piensan en “Me está esperando la eternidad” o “El final de la liga”. Pero hay muertes que rescatar como La otra muerte de Tamara Lempicka que encontraron mejores formas para salir adelante aunque quisieran sacrificarlas por saberse superiores en su arte. Y en Extraña noche en Linares te preguntarás ¿Quiénes sois, pues? Simplemente deberías leerlo y te encontrarás cerca de un alma grande capaz de lograr lo

imposible, con sus palabras.
Extraña noche en Linares

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s